Federación de Enseñanza de CCOO | 21 abril 2024.

La primera sesión fue el 2 de febrero

CCOO celebra la creación de un grupo de trabajo para el ámbito universitario, pero demanda acciones concretas ante la precaria situación del personal docente

    El sindicato afirma que es necesario un cambio en las políticas y gestión universitarias que garanticen unas condiciones laborales estables y dignas para sus trabajadores y trabajadoras.

    06/02/2024.
    Imagen de la reunión (Fuente: Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades)

    Imagen de la reunión (Fuente: Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades)

    El pasado viernes 2 de febrero tuvo lugar la primera sesión de un grupo de trabajo presidido por el secretario de Estado de Ciencia, Innovación y Universidades, con participación de las comunidades autónomas, la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE) y organizaciones sindicales más representativas.

    En ella se abordaron algunos de los temas más urgentes, entre las que destaca la necesidad de ampliar las plantillas docentes hasta en 4.200 puestos, de las cuales 2.100 se crearían en 2024, financiadas por el Ministerio y las CC. AA., lo que implicaría modificar o flexibilizar algunas disposiciones adicionales de la LOSU, la ley vigente.

    CCOO celebra que se ponga encima de la mesa uno de los más graves problemas de la universidad española: la precariedad de su profesorado. Sin embargo, la solución propuesta no es suficiente y vuelve a dilatar los tiempos. El sindicato quiere recordar, además, que la problemática de los llamados “falsos asociados” no es el único elemento de precariedad. Así, las plantillas insuficientes de otras figuras de personal docente e investigador (PDI) y de personal técnico, de gestión y de administración y servicios (PTGAS); el desarrollo de sus carreras profesionales, la falta de financiación de la investigación o la escasez de inversión en infraestructuras, son otros de los problemas que las universidades deben afrontar sin falta.

    Es necesario un cambio en las políticas y gestión universitarias que garanticen unas condiciones de trabajo estables y dignas para sus trabajadores y trabajadoras. No podemos seguir con un sistema fundamentado en la precariedad de las figuras más débiles de las plantillas.

    Por todo ello, CCOO hace un llamamiento a la responsabilidad de todos los actores para afrontar de una vez la nefasta situación. Los trabajadores y las trabajadoras no pueden esperar más y necesitan ver acciones concretas.